Cursiva

diciembre 15, 2011 en Actividades para primer ciclo de primaria, Artículos, Reflexiones por Laura

La famosa cursiva. En Argentina, la letra cursiva es la que primero se aprende. Es la letra “oficial” de todos los cuadernos y carpetas. Si bien se enseña la letra script, no te permiten utilizarla, sólo en títulos y subtítulos, a veces.

Cuando llegué a México fue un shock para mí el hecho de escribir algo y que me digan “no sé leer en letra cursiva, ¿lo vuelves a escribir en script?”
Cuando mis sobrinos, en los años que estuvieron viviendo en México, asistieron a la escuela, pude comprobar de primeramano que la letra que se enseña tanto en kinder como en primero de primaria es la script, y no la cursiva.

Cuando Gaia aprendió a leer y a escribir, lo hizo en script. Y es lógico, dado que fue autodidacta, y el 99% de las palabras que nos rodean están escritas en esa letra.
Cuando intenté enseñarle la letra cursiva, ella ya sabía leer y escribir bastante bien la letra script, y literalmente no quiso saber nada ni de mi alfabeto móvil en cursiva ni de mis intenciones!

Pero hace 1 mes, de la manera más rara, pidió aprender a leer y a escribir en cursiva.
Resulta que en los scouts le entregaron una huella de lobo, y en cada dedo tenía que escribir un propósito (les cuento brevemente que el lema de los más pequeños del grupo, llamados lobatos y lobeznas, es “siempre mejor”, y de ahí surgió de parte de los guías la idea de escribir propósitos para ser mejores)
Cuando me muestra su huella, leo en uno de los dedos “aprenderme la letra cursiva”.

Sinceramente no sé qué la motivó a querer aprender. Una de mis teorías es que, como yo utilizo mucho la cursiva para mis notas y escritos, ella nunca puede leerlos. Pero no estoy segura si ese fue el motor de su “propósito”.

En esas estamos, desempolvando el alfabeto móvil y empezando a armar palabras y a escribir las letras… estamos usando tinta china, donde la escritura se mezcla con el arte y el acto de escribir se transforma en un acto creativo…

nuestro alfabeto móvil

usando la lotería para formar palabras (reconocimiento de las letras)

lo logramos!!!
trabajando las letras con tinta china

La pregunta es: 
¿qué tan importante es aprender la letra cursiva? 

Hace poco encontré un escrito muy interesante acerca de la cursiva, que pueden descargar acá.

Igualmente comparto algunos párrafos para quien quiera tomarse unos minutos y leer:

La Escritura Cursiva – Reflexiones

Sabías que…

La escritura cursiva o manuscrita es una llave maravillosa que nos
permite:

*Comunicar nuestros pensamientos de manera personal a los amigos, a la
familia, en los negocios ó a cualquiera que elijamos (muy diferente al correo
electrónico el cual es creado por la computadora y es más impersonal).

* Escribir fluida y libremente nuestras ideas sin interrupción.

* Tener una conversación escrita con quien queramos.

* Expresarnos con un estilo agradable.

La maravilla de nuestros pensamientos y emociones salen con vida al receptor,
de la manera más personal a través de la letra cursiva. Desgraciadamente y
por falta de entrenamiento para escribirla, en muchos casos la letra cursiva no
es fácil de leer y esto origina que no sea digna de atracción al ojo humano y
peor aún, puede dar la impresión de que el escritor puso muy poco empeño y
cuidado. La caligrafía deficiente con mucha frecuencia da la impresión de que
el escritor no pensó que el receptor es suficientemente importante como para
invertirle tiempo y cuidado al momento de escribir.

Aún en la era de las computadoras, la escritura manuscrita es aún una aptitud
necesaria. Estar capacitado para escribir con legibilidad te permite comunicarte
de una manera más agradable y atractiva en cualquier situación.

(…)

En 2002, cuando se seleccionaron a 220 profesores de primero, segundo y
tercer grado a lo largo de América se les preguntó: ¿Te sientes preparado para
enseñar escritura cursiva?, y un abrumador numero de cerca del 90% contestó:

– No.

¿Qué significa para nuestros niños esta falta de entrenamiento de los
profesores?

Sin duda alguna la respuesta es: Una carencia de enseñanza en nuestros
salones de clase, en donde el tiempo para la escritura cursiva formal se ha
reducido en los últimos 30 años y a menudo desaparece al final del tercer
grado.
Hace algunas generaciones la recomendación para la práctica de la caligrafía
tradicional era de 75 minutos de tiempo clase a la semana y los niños
practicaban la habilidad a través de ejercicios cotidianos y repetitivos.

Para los tradicionalistas, la muerte de la escritura cursiva es una 
atrocidad –la pérdida de una habilidad, incluso la pérdida de una forma de 
arte. 

Las personas que solo pueden escribir con letra de molde argumentan que no
tiene sentido hacer perder el tiempo a los estudiantes enseñándoles una
habilidad rudimentaria cuando ya estamos en la era de las computadoras. Para
los “expertos” en educación, la practicidad usualmente gana.

Antes que los niños alcancen preparatoria, la mayoría tienen desarrollada su
versión única de letra de molde/cursiva/código secreto. Para algunos, a menos
que las escuelas hayan dedicado tiempo a la práctica de la escritura cursiva,
ningún método simple podrá ayudarles a mejorar su caligrafía. Como resultado,
muchos estudiantes nunca podrán dominar la difícil conexión de la b y la r y
menos aún escribir cualquier cosa legible en letra cursiva.

Es increíble cómo, en algunas escuelas, los coordinadores de planes de
estudio reciben más llamadas de padres de familia cuestionando por qué se
enseña la letra cursiva y un mínimo de padres, y a veces nulo, exigiendo más
tiempo de clase dedicada a ello. Lo que algunos profesores argumentan es:
que la letra cursiva se está llevando acabo por tradición, no por necesidad,
desconociendo la importancia que tiene el aprendizaje de la letra cursiva
para el desarrollo neurológico y psicomotríz en los niños:
v.g. Se ha comprobado que muchos niños de cinco y seis años comienzan a
escribir sus primeras palabras a través del teclado de la computadora y no
utilizan el lápiz para desarrollar su destreza motriz.
Está probado que las personas que redactan y utilizan letra cursiva,
escriben fluida y libremente sus ideas sin interrupción, mientras que las
personas que tienen que redactar y utilizan la letra de molde interrumpen el
flujo de ideas, tal y como se interrumpe la escritura al escribir letra por letra, es
decir no hay una continuidad.

Importantes consideraciones sobre la letra cursiva:

La escritura cursiva es una sucesión de rasgos ascendentes y descendentes
de distinta longitud que se unen entre sí de diversas formas: a) en ángulo
(propia de los varones) b) redondeada o guirnalda (común en las niñas).

Si bien su aprendizaje parte de un modelo, cada alumno impone en él su
estilo. Sus rasgos se van modificando conforme a su crecimiento y
maduración.

La misión del maestro es procurar, por un lado, que la caligrafía de los
alumnos no pierda legibilidad, y por otro, preservar, en cada uno de ellos, su
estilo personal.

La escritura en imprenta debe ser tomada como la adquisición y adaptación
automática y pasiva de un modelo convencional. Estos signos neutros distan
mucho de reflejar los rasgos distintivos del alumno. Y por lo tanto no debe
considerarse como una escritura personal sino de alternativa o de uso
ocasional.

La fuerza de la escritura reside en la vitalidad de sus trazos De ahí que los
estudios grafológicos permitan conocer a través de ella, el carácter, el sexo,
los gustos y hasta la salud física y mental de la persona.

Es común por otra parte que tanto maestros como profesores reconozcamos
a nuestros alumnos por su letra. La escritura cursiva es mucho más emotiva y
elocuente de la vida de un hombre que la de imprenta.

Otro factor que contribuye, además, a la despersonalización de la escritura, es el manejo excesivo de la computadora desde temprana edad. Se ha
comprobado que muchos niños de cinco y seis años comienzan a escribir sus
primeras palabras pulsando en forma mecánica las teclas de la máquina y no
afianzando la destreza motriz con el uso del lápiz.

En esta sociedad globalizada y tecnocrática, tanto padres como docentes
debemos contribuir a que nuestros niños adquieran una identidad propia, con
rasgos bien definidos. Procurar que aprendan y afiancen el manejo de una
correcta escritura cursiva como parte de su expresión libre ya es un buen
comienzo.
(…)

Y en casa.. ¿han dejado entrar a la cursiva? ;)